El azúcar moreno como exfoliante

Los beneficios del azúcar

Aunque no lo creas, es muy probable que en tu cocina poseas uno de los exfoliantes naturales por excelencia. No solamente es uno de los mejores que puedes obtener sino que es súper económico. El día de hoy les traemos algunos consejitos para evitar y terminar de una vez por todas con la piel muerta de nuestro cuerpo para que podamos lucir una bella y saludable gracias a las propiedades exfoliantes del azúcar moreno.

Este tipo de azúcar, el moreno, es especial para exfoliar ya que no presenta agresividad para la piel como algunos productos utilizados para esta función, además es fácil de retirar y es sumamente económico y fácil de conseguir. Todas estas propiedades lo convierten en un aliado ideal para tener en casa a diario.

A continuación te explicaremos de qué manera aplicar el azúcar moreno en la piel para que te de increíbles resultados.

Lo que te recomendamos en primer lugar es que utilices este producto mientras te duchas. En primer lugar debes humedecer bastante toda la piel del cuerpo para que la aplicación sea más eficaz. Luego toma un poco del azúcar, que previamente debes haber dejado a mano para no tener que salir de la ducha, y distribúyela por las partes del cuerpo en las que quieres exfoliarte. Luego debes enfocarte en esas partes frotando de manera enérgica para que el azúcar haga efecto. Si la piel se pone de color rojo es completamente común y parte de la exfoliación, no debes asustarte y dejar de aplicar el exfoliante.

Finalmente debes quitarte toda el azúcar y enjuagarte con agua abundante y jabón como todos los días.

La propiedad arenosa del azúcar moreno ayudará a que nuestra piel quede suave y brillosa. Además, lo bueno del azúcar moreno es que al ser un producto natural no contiene componentes que agredan a la piel, por lo que pueden utilizarla cualquier persona que desee exfoliar su piel con tranquilidad.
Económico, simple y natural… ¿qué mejor exfoliante que éste?